martes, agosto 10, 2010

Vendedores ambulantes impunes en el Metro



Ayer por la mañana iba camino a la oficina en la Lìnea 3 del metro ya con algo de prisa, pues tenìa que llegar a una junta; en la estaciòn Niños Hèroes abordò el tren un vendedor ambulante que traìa una caja de chicles y en la siguiente (Hospital General), justo cuando las puertas del vagòn debìan cerrarse, un policìa las bloqueò para detenerlo y llevarlo a la oficina administrativa correspondiente. Le reconvino para que saliera por su propia voluntad, obviamente el vendedor se hizo pendejo y ni madres que se iba a bajar; alegaba que el policìa ya lo conocìa y la traìa contra èl, que no estaba vendiendo nada y que nada màs no se iba a salir. Pasaron unos minutos y nada, esos 2 en su mismo alegato con el tren detenido.

Fui el primero en hablar porque ya estaba ligeramente hasta la madre de no poder seguir mi camino por culpa de un par de imbèciles y ademàs se me estaba haciendo tarde. Interrumpì con un "ya llègale que tenemos prisa" en voz alta dirigièndome al vendedor, cosa que animò a los demàs pasajeros a levantar la voz y correr del vagòn...¡al policìa! Todos los pasajeros gritaban "¡ya bàjate pinche tecolote!", "no lo vayas a asaltar" y otras tantas linduras que ahorita ya no recuerdo. El vendedor se metiò hacia el centro del vagòn, el poli hizo una seña solicitando refuerzos; se acercò un uniformado gordo y enano (como la gran mayorìa de nuestros policìas) con cara de no saber de què se trataba el asunto. El primer poli, uno alto y flaco, le explicò la situaciòn y el otro se metiò al vagòn macana en mano sin siquiera saber a quièn estaba buscando. Cuando por fin lo localizò tratò de sacarlo sujetàndolo por el brazo, no lo consiguiò porque el otro bato estaba bien agarrado del tubo y en cambio, lo que sì logrò fue que la gente a bordo se enojara màs, le gritara màs cosas y al final no se llevò a nadie. Se cerraron las puertas, el tren avanzò y el vendedor rematò con un "gracias a todos por creer en mi y en mi trabajo", a lo que los pasajeros contestaron "no hay pedo, pero pòrtese bien". Power to the people, supongo.

Lo increìble de todo este asunto es que los policìas del metro rara vez llegan a hacer bien su trabajo (bueno, los policìas en general). Por lo mismo, es muy raro que yo defienda a alguno de ellos o hable bien de lo que hace; sin embargo en este caso el policìa estaba haciendo lo correcto, estaba intentando desalojar a un vendedor ambulante que contamina visual y auditivamente el de por sì poco agradable ambiente del sistema de transporte...y la pendeja gente prefiriò interferir y estorbar el trabajo de ese gûey. Entiendo que a estas alturas ya todos estemos predispuestos en contra de los uniformados, que no los bajemos de corruptos, rateros e ineptos, pero carajo, si vemos a uno trabajar correctamente y aùn asì le negamos la oportunidad de reivindicar su imagen y la de sus compañeros frente al ciudadano comùn, estamos jodidos.

Con ese tipo de actitud la gente pierde automàticamente el derecho de reclamar que las autoridades hagan caso de sus peticiones y hasta de quejarse. Bola de pendejos, lo primero que critican (la falta de eficiencia por parte de quienes se supone estàn encargados de mantener el orden) es lo primero que echan a perder; por eso estamos como estamos y al parecer, no merecemos otra cosa hasta que cambiemos de mentalidad.



Now Playing: Tan solo un alarido - Los Pijama


Saludos Enfermos.

4 han opinado. ¡Da click y hazlo también!:

La Diabla dijo...

orale a poco estan prohibidos alla? ojala asi fuera en queretaro, lo unico que han prohibido es que los camioneros pongan su musica fea, me choca cuando llegan con su guitarra a querer cobrar por escucharlos mal rascandole a la guitarra y berreando horrible, yo se que solo quieren un poco de dinero pero chaaaale con la contaminacion auditiva.

666 dijo...

Para eso existe el uso de la fuerza, no hay autoridad que se le respete (o se le tema) sin tal...

Luz dijo...

Vaya, verlo para creerlo. O sea, ¿de desprestigiados a desprestigiados me pongo del lado del menos peor posicionado? ¿O del lado del que me siento algo identificado? (...la tira lleva muchos más años demeritándose)

Bueno, ya nomás faltó que el vendedor agregara en sus agradecimientos: Gracias "mi gente", por creer en mí y en mi trabajo, "mi gente". =/

pd. ¿"Tecolote"?

{{El Diablo}} dijo...

Diabla: En teorìa està prohibido, pero la mayorìa de esos cabrones forman parte de una mafia que trabaja en conjunto con las "autoridades" del metro, asì que es negocio redondo para todos ellos. Què bueno que en Querètaro ya limitaron por lo menos a los güeyes esos que cantan, como dices lo hacen por ganar la plata pero esa no es la forma, si quieren dinero que busquen trabajo. Chamba hay, sòlo que està mal pagada.

666: Tienes toda la razòn, a los polis les faltaron huevos para bajar al güey ese. ¿Còmo pretendìan bajarlo jalàndolo del brazo? un apañòn de cinturòn y cuello de la playera y òrale, va pa'fuera.

Luz: Dejando de lado quièn està màs desprestigiado, el hecho es que se necesita orden para tener un progreso en cualquier àmbito; el poli intentò poner orden (muy tibiamente, por cierto) y la gente se "rebelò", pero lo hizo por reflejo y a lo pendejo; por eso no progresamos. Lo de "tecolote" es un peyorativo que era muy comùn antes hacia los polis, gugulee el significado pero no aparece nada...habrìa que averiguar por què les dicen asì.


Saludos Enfermos.