miércoles, septiembre 22, 2010

De regreso, afinado y recargado



¡Ya se me acabaron las vacaciones! Al menos por el momento.

Como lo prometì en el ùltimo post, empecè las vacaciones con una deliciosa peda a base de tequila y vodka; no recuerdo cuànto bebì pero sì me acuerdo de todo lo demàs, y puedo decir que desde que vi (de nuevo) la luz del dìa el 16 con mis ojillos entrecerrados gracias a la bestial cruda que traìa tuve una deliciosa sensaciòn de libertad, valemadrismo, paz y tranquilidad de la cual hace mucho no gozaba. Ver las avenidas casi desiertas y recorrerlas usando la misma ropa del dìa anterior, recièn bañado y sin peinarme, es algo que pocas ocasiones puedo darme el lujo de hacer. Lleguè a casa por la tarde con el mismo mood, relamièndome los bigotes empapados todavìa con el sabor de la noche anterior y dàndole vueltas a las ideas dentro de mi cabeza hasta que el sueño me venciò.

La tònica no cambiò durante los siguientes 2 dìas: disfrutar cosas tan simples como ir al Aeropuerto a hacer nada, tomarme un par de vodka tonics en El Baròn Rojo, entrar a algùn museo (del que les hablarè en el siguiente post porque merece atenciòn aparte), recorrer las calles del centro que para el sàbado a mediodìa ya habìan recobrado su bullicio habitual o ir a Santa Fe sòlo por el gusto de hacerlo y no por cuestiones de trabajo resultan cualquier cosa, simples trozos de cotidianeidad cuya esencia, combinada con la compañìa adecuada, se transforma en momentos altamente disfrutables.

El domingo hubo un cambio radical: pura testosterona, botana, cerveza y 3 partidos de futbol americano. Para quien no sepa (aunque a estas alturas muchos visitantes frecuentes de este blog estàn màs que enterados) los domingos de septiembre a febrero no existo para la humanidad, por lo menos no despuès del mediodìa. No hay poder en este mundo que me haga despegar el trasero del asiento mientras haya un partido de la NFL en televisiòn. Està màs que comprobado y pueden preguntàrselo a mi familia o a cualquiera de mis ex novias si no me creen; simplemente es imposible. Asì las cosas, ese dìa fue de El Diablo para El Diablo y nada màs (o sea que si alguien piensa invitarme a salir en lo sucesivo, puede hacerlo de lunes a sàbado y yo encantado, jejeje).

Para rematar las vacaciones ayer y hoy he estado en casa sin salir màs que para comprar cigarros o cerveza. Ando en unas fachas que dan miedo, el detalle coqueto del look son unos huaraches que mi mamà me trajo hace tiempo de Leòn y no habìa podido estrenar: son los clàsicos de piel con suela de hule (me saliò albur pero juro que fue sin querer), bien pinches feos pero increìblemente còmodos, perfectos para chanclear mientras tarareo Hakuna Matata mentalmente. He estado limpiando mi estudio, sacando cosas viejas que ya no necesito, reacomodando muebles y pensando en que ya se me terminò el descanso por esta vez. La verdad no me pesa, incluso los primeros dìas me sentì muy extraño al no estar en la oficina echando desmadre con Oscarnitas, el Michavo y Reptilio; estoy a unas horas de regresar y no me siento cansado ni con sueño, sè que habrà muchos pendientes en mi bandeja de entrada y repaso mentalmente la idea de que la chinga va a estar sabrosa y tendrè que sacarla en sòlo 4 dìas, ni uno màs, si es que quiero empezar mis vacaciones el dìa de mi cumpleaños y no aparecerme por la oficina hasta la siguiente semana aprovechando que todavìa me quedan 4 dìas de descanso. Definitivamente adoro trabajar contrarreloj y sacando las jugadas en serie, una tras otra, pensando y ejecutando alternativamente y sin detenerme.

Veamos què tal salen las cosas ahora que me estoy reconectando; tambièn habìa dejado el blog de lado aunque me sentì muy tentado a escribir algo en estos ùltimos dìas, pero definitivamente estuvo bien alejarme un poco del teclado (al menos para estos menesteres) y dejar descansar las ideas. Por ahì tengo pendientes algunos posts que venìa pensando desde antes de las vacaciones, la secciòn Original/Cover, mùsica, videos...asì que agradezco a mis 36 lectores (me da gusto ver que poco a poco màs raza pasa a desperdiciar su tiempo en este changarro) por aguantar la espera, ya nos estaremos comunicando por aquì con la misma frecuencia de antes.

Por lo pronto es hora de ir a intentar descansar, que aunque todavìa tengo pila para rato, el deber llama y de què forma (no crean que me olvido de contestar los comments del post anterior, eso lo harè al rato que estè màs despejado). Que tengan excelente mièrcoles.



Now Playing: Got to be free - The Kinks


Saludos Enfermos.

3 han opinado. ¡Da click y hazlo también!:

Erik Proaño Muciño (Frik) dijo...

¡Cómo se maltrata señor! je, je, muy buena su crónica de una vacación anunciada, y la foto con que adorna el post está guenísima, sobre todo pa' mi que soy gatero de corazón ya hasta la baje a mi escritorio pa' reciclarla.
Questo, quelotro... ¡Salud!

Luz dijo...

¡Aaaah!, vivir al tiempo de uno mismo, ¡qué sabrosas vaGaciones!

Eso de "adoro trabajar contrarreloj" me llegó al alma. Pero neceo todavía en decir(me) que no me gusta. ¿Pero por qué sólo así me llegan buenas ideas al por mayor? =/

Salúcita, pues.

{{El Diablo}} dijo...

Frik: Si caray, y lo mejor es que ya estàn puestas las vacaciones para la siguiente semana! a ver què tal me va. Què bueno que te latiò la imagen, yo querìa una de un perro pero no habìa, asì que esa me pareciò agradable.

Luz: Ricas ricas las vacaciones! aunque todavìa me faltò jejeje...¿sabes? se me hace que reniegas porque quieres algo de tranquilidad, pero en realidad te satisface parecer relojito suizo; no hay nada como mantenerse activo, ¿a poco no? (digo, basàndome en còmo funciono yo, a lo mejor tu caso es distinto).

Salucita, ya què...tendrè que tomarme la chelita que sobreviviò al domingo enefelero.



Saludos Enfermos.