sábado, febrero 05, 2011

Nuevos brìos



¡Pinche par de semanitas estas ùltimas! desde el año pasado se venìa preparando un cambio de puesto para mi (¡ya me tocaba!) que parecìa prometedor -y de hecho lo es- en cuando a sueldo y otras cosas, nada màs que incluìa el pequeño detalle de que sería una auténtica chinguita, y en ese sentido no ha habido falla.

En resumen, mis nuevas funciones incluyen auditar la información que unos supervisores y vendedores a mi cargo tienen que capturar vía Internet para que yo pueda generar reportes y gráficas mamoncísimas que impresionen al cliente que me asignaron. Estuve depurando y organizando datos para cargar al sistema y que los usuarios Blackberry (güeyes que no han de saber ni limpiarse bien la cola pero van a usar esos bellos aparatitos para capturar la información en vivo y en directo desde el punto de venta) puedan hacer bien su trabajo, armando rutas de recorrido para estos mismos güeyes cuando yo en mi vida había hecho algo así (es que mi jefecito me aventó a la guerra sin fusil, el muy cabrón...), un montón de cosas por el estilo que debían quedar para el martes de esta semana a las 8 de la mañana, pues tendría una capacitación/junta con los usuarios y el cliente a la cual me acompañaría Fer, un compa con el que ya he tenido la oportunidad de trabajar en otras divisiones de la empresa.

Pasé 4 días seguidos durmiendo 3 horas como máximo, llegó el fin de semana y bajé un poco el ritmo de trabajo ya que tenía algunas cosas que hacer y compromisos con mi novia, después llegó el lunes y aceleré hasta el fondo durante todo el día procurando terminar la chamba antes de la hora de la salida. No fue así, y para colmo necesitaba comprar unos zapatos para ir a la capacitación al otro día (es que soy fodongo y solo uso tennis). Compré mis zapatos, fui a darle una vueltecita a Gigia que andaba con migraña y llegué a casa listo para seguir trabajando.

El trabajo estaba casi terminado, sòlo hacìa falta crear algunas cosas dentro del website y subir la informaciòn que toda la semana estuve puliendo y unificando. Comencè la primera carga y como se estaba tardando se me hizo fàcil cerrar los ojos "lo que duraran un par de canciones", pensè estùpidamente. ¡Craso error! cuando abrì los ojos fue porque mi mamà me estaba preguntando a què hora me irìa a la junta, le dije que a las 5:30 y me respondiò que eran las 5:20. Todavìa apendejado por el sueño pensè "ok, me quedan 10 minutos..." y de repente todo se me vino encima acompañado de un dolor en la base de la nuca, respiraciòn agitada y la sensaciòn de que los huevos se me hacìan como pasitas: me di cuenta de que no sòlo no habìa terminado el trabajo, sino que el sistema habìa marcado error al cargar la info y ademàs, me faltaba hacer otro archivo de carga partiendo del que dejè subiendo por la noche.

Me bañè hecho la madre mientras en mi cabeza rondaba lo que pasarìa debido a mi grave falla: el inminente despido, con què cara le dirìa a mi familia y a mi novia que ya no tenìa trabajo cuando acababan de ascenderme, dònde encontrarìa trabajo ràpidamente, lo agridulce que me sabrìa el Superbowl el domingo; toda una chaquetota mental. Carajo, incluso dentro de mi desesperaciòn lleguè a pensar que, si salìa bien librado de esta, considerarìa seriamente volverme una persona màs espiritual -asì de desesperado estaba-. Salì de bañarme, subì en calzones a la azotea valièndome madre el frìo y recogì algo de ropa (la cual tenìa pensado planchar en la noche al terminar mi trabajo), mi mamà se despertò por el ruido y ni pedo, con toda la pena del mundo le pedì que me ayudara a plancharla mientras yo me arreglaba y trataba de avanzar un poco màs con el archivo; estuve listo para salir a las 5:45, tomè un taxi en el sitio que està a un par de calles de mi casa y seguì trabajando en el camino. Cuando lleguè a la oficina me bajè del taxi con la notebook en la mano, el disco duro portàtil conectado, la mochila al hombro y subì a seguir dando patadas de ahogado mientras llegaba Fer, quien al darse cuenta de lo que pasaba se portò a toda madre y me ayudò a encontrar atajos para agilizar la chamba cuando màs bloqueado me encontraba. Nos fuimos a la capacitaciòn en otro taxi e igual seguì trabajando. Cuando llegamos a nuestro destino estaba terminando la carga de informaciòn, a punto de un colapso nervioso y con unas ganas encabronadas de fumar.

Las cosas habìan salido bien despuès de todo...pero vaya forma de sufrir, juro que nunca me habìa quedado dormido trabajando a unas cuantas horas de la entrega, mucho menos habìa contemplado ideas como la de renunciar para rescatar el poco honor que me quedara frente a mis jefes y compañeros, y ni por error habìa pronunciado las palabras "¡dios mìo!" con tanta desesperaciòn y convencimiento; pareciera que me hubieran dicho que me quedaba un par de horas de vida o algo por el estilo. Aùn asì estoy satisfecho de haber cumplido con la entrega del proyecto gracias a mi dedicaciòn (aunque al final me haya fallado), al apoyo moral que me estuvo dando Gigia durante todos esos dìas ayudàndome a no volverme loco y a la calma y soluciones que aportò el buen Fer a la hora que màs las necesitaba.

Inevitablemente me doy cuenta de que en la divisiòn donde estaba antes (SEPROM Sistemas) me malcriè bastante: llegaba a la hora que querìa, me vestìa como me daba la gana (bueno, eso lo sigo haciendo, aunque no es nada estrafalario...màs bien es algo còmodo, digamos), sabìa la carga exacta de trabajo que me llegarìa, me adaptaba y la sacaba en chinga para tener tiempos muertos durante los que podìa hacer lo que me diera la gana sin que nadie me dijera nada, podìa tratar de pendejo a quien quisiera -porque la mayorìa de mis compañeros tenìan aserrìn dentro del cràneo en vez de un cerebro funcional-, cosas por el estilo. En Infomercados todo es distinto: mis nuevos compañeros (nuevos es un decir, varios de ellos son viejos conocidos) trabajan a un ritmo cabroncìsimo y me siento con ganas de estar a la par; tengo un buen respaldo para resolver las dudas que me surjan, me he estado disciplinando para mejorar mi puntualidad, tengo a mi cargo personal con el que planeo crear un grupo de trabajo sòlido y eficiente, me siento motivado. Esta es la plataforma que voy a usar para impulsarme y no voy a soltarla por nada.

Va a ser una tarea pesadìsima que seguro conllevarà sacrificios en cuanto a cosas que me gusta hacer como salir con mi novia (que es el rubro que menos quiero afectar), hacer ejercicio, pistear (ya casi no lo hago de todos modos) y escribir en este blog; por eso lo tuve tan abandonado todos estos dìas, y a decir verdad lo extrañè bastante. Como estàn las cosas ahora dudo que pueda publicar con la frecuencia que acostumbraba, pero espero hacerlo por lo menos una vez a la semana procurando que la calidad de lo posteado sea inversamente proporcional a la cantidad de posts (o sea, menos posts pero màs chingones). Asì que nuevamente, porque ya lo habìa estado repitiendo en los ùltimos meses, gracias a la banda que sigue este humilde pero enjundioso proyecto, que se da un tiempito para leer y a veces hasta opinar. Seguimos en contacto.



Now Playing: Everything will be alright - The Killers


Saludos Enfermos.

6 han opinado. ¡Da click y hazlo también!:

lamaga dijo...

Cómo te entiendo! A mi hace un par de meses me salvaron cuando, después de 3 días seguidos de chamba, no llegaba a la presentación marcada para las 9 de la mañana. Eran las 8 y empecé a llorar...hasta que vino un compañero y me echó la mano ya que y¿o estaba fuera de servicio mal.
Tons Bienvenido al clú! A no rendirse amigo, vio que todo tiene su precio...

Luz dijo...

¡Puff!, aumentó mi estrés nomás de leerte, mi estimaDo. Bien por ese merecido ascenso, aunque ya viste que, por lo general, más sueldo = más reponsabilidad. Ahora el reto va a ser compaginar bien lo Urgente con lo Importante. Esperemos que sólo el principio sea lo más intenso y que poco a poco las cosas se vayan casi que auto-regulando.

Respecto a que hasta pensaste en volverte un ser "más espiritual", pues tírate de panza a reír pero yo a esos sucesos inesperados que llegan a rescatarnos ya en el conteo regresivo les llamo "milagros". A veces son operados por compañer@s, tan mundan@s como amabilísimas personas; y otras veces por las circunstancias (en la escuela -clásico- cuando el profe no llegaba, y en la vida laboral el que el cliente llega tarde o que ha nevado después de 50 años y ni a quién le importe hablar de la agenda del día).

Pues no me queda más que enviarte buena vibra para esta nueva etapa de trabajo, y recomedarte que no importa la cantidad de trabajo te alimentes sanamente (neto). Ya lo decía un compañero: "Como dice mi apá, trabajo que no deja pa' comer hay que dejarlo." :)

¡Pasos firmes con esos zapatos nuevos!

pd. Sólo una cosa: ¿qué fue eso de "fui a darle una vueltecita a Gigia"? ¡Si no es mascota!, no sea usté así.

cintya dijo...

pues aqui estaremos, fijate que yo también estoy bien malacostumbrada en mi chamba, y pienso en que tal si un día me corren y me voy, ahora en otro trabajo si me toacara trabajar de veras!! jajaja, pero mientras disfruto, lo bueno es que todo es para mejorar, felicidades por el ascenso y por tan maratónica entrega de información, felicidades!

{{El Diablo}} dijo...

Lamaga: yo tambièn estuve a punto de echarme a llorar, solo que tenìa demasiada prisa hasta para eso...y definitivamente no me voy a rendir, que vamos pa'lante!

Luz: Gracias por la buena vibra, espero que este desmadre se asiente pronto, porque si no lo urgente va a seguir salièndose de control y no quiero eso. Sobre lo de "darle una vuelta a Gigia", no sè còmo se habrà entendido, pero quise decir que me di una vuelta por su casa para ver còmo andaba (y para que me diera un apapacho, que con lo tenso que estaba buena falta me hacìa). No me malinterprete, por favor!

Cintya: Me cae que còmo te envidio...y gracias por las felicitaciones, eso siempre motiva.



Saludos Enfermos.

Luz dijo...

Muy bien, mi estimaDo, está usté perdonado :D No, pues creo que se me salió mi neurosis de inequidad de género :x Una disculpa para Gigia, y otra pa' usted. Y que siga la Matancera dando! :)

{{El Diablo}} dijo...

En mi pueblo les dicen feminazis jejeje...no, ya en serio, no te preocupes mi queridìsima Luz; màs bien yo me estaba preocupando por no haberme expresado correctamente y dado a entender.

Te mando un abrazote conciliador.



Saludos Enfermos.