miércoles, agosto 24, 2016

El sorprendentemente buen servicio que brinda el SAT


Antier tuve que ir a las oficinas del SAT ubicadas en Paseo de la Reforma 10, las que están frente a la Torre Caballito. Necesitaba tramitar mi constancia de RFC fiscal, así que llegué allá a eso de las 9 de la mañana, tomé un turno y me dispuse a esperar un largo rato, considerando que las veces que he tenido que hacer algún trámite en una dependencia del gobierno, la ineficacia del personal me ha tenido hasta cinco horas esperando afuera de unas oficinas bien culeras e incómodas, sentado a pleno puto rayo del sol y cagándome de hambre (¿verdad, módulo del INE en el Deportivo Eduardo Molina?).




Sin embargo, ¡oh, sorpresa! desde que llegué al SAT todo fue cordialidad y eficiencia: la chica a la que pregunté dónde podía imprimir el dichoso RFC me orientó con una sonrisa en la boca; la señora de las impresiones fue rapidísima y hasta de a dos nos pasaba a su escritorio. Cuando volví con la misma chica del principio para preguntarle dónde podía generar mi contraseña me indicó, nuevamente con una amable sonrisa, a qué escritorio debía dirigirme, y cuando llegué ahí, otra señora, muy atenta, me ayudó no solo con lo que necesitaba, sino que buscó los requisitos necesarios para obtener mi FIEL, revisó el calendario de citas, me agendó una para ayer y hasta tuvo tiempo de ser amable y conversar un poco en el inter. ¡Todo eso sucedió en menos de 40 minutos!

Regresé para el nuevo trámite, y lo mismo: atención rápida y eficiente, al grado de que apenas me habían mandado a la salita de espera mientras llegaba el siguiente movimiento cuando ya me estaban llamando otra vez. Creo que lo más tardado fue en lo que me regresaban mi INE y me llevaban a activar mi Buzón Tributario, y hasta eso, no pasó de 10 minutos.

Cuando le conté a Hilda todo esto, se sorprendió de que yo elogiara a una institución gubernamental, y de hecho le dije que lo grabara porque quién sabe cuándo vuelva a suceder. Quedé gratamente impresionado, en verdad me dejó un muy buen sabor de boca la manera en que fui atendido; digo, ya que me van a meter la riata para quitarme mi plata, por lo menos que me hablen bonito. Es como cuando te quieres coger a alguien, no puedes llegar en plan de "Abre las patas que te cojo"; no, hay que endulzarle el oído, apapachar, invitar la cena, el cine y un hotel bonito. En este tenor, el SAT es un perfecto Don Juan.

Muy aparte de eso, me quedé pensando en que si instituciones como los mismos INEptos, las clínicas del IMSS, ISSSTE, ISSEMyM —entre otras llenas de matasanos y secretarias huevonas—, ¡hasta las taquilleras con cara de malcogidas del Metro! tuvieran una verdadera actitud de servicio y respeto, la percepción que se tiene de ellas cambiaría drásticamente, generando una sensación de bienestar que, a su vez, redundaría en mayor disposición por parte de la ciudadanía para confiar en ellas y acercarse para aprender aunque sea un poco sobre cómo y por qué funcionan del modo en que lo hacen.

Parece sueño guajiro, y sé que la idiosincrasia corrupta imperante en la mayoría de estos organismos es una barrera difícil de salvar; pero como le dijo Bill Clinton a Lisa en The Simpsons:

Si las cosas no funcionan, debes quejarte hasta que tus sueños se hagan realidad.

Entonces, si no tienen tan buena fortuna como yo con el personal del SAT, háganles saber (siempre de buena manera, que a mentadas de madre no se logra nada, por tentador que sea) que el servicio no está siendo satisfactorio, pidan hablar con la persona a cargo de la dependencia, y si no los escuchan o nada más les dan el avión, ¡presionen! recurran a las instancias reguladoras, utilicen las redes sociales para que medios de comunicación estén enterados de lo que sucede, vayan directamente a los perfiles de la institución involucrada (Facebook es buena idea, pero responden más rápido en Twitter). El punto es no quedarnos callados y exigir que desquiten por la buena ese sueldo que nosotros pagamos a través de los impuestos.




Now Playing: El hijo desobediente - Tex Tex


Saludos Enfermos.


0 han opinado. ¡Da click y hazlo también!: