jueves, julio 06, 2017

Ticketmaster, defraudando a sus usuarios una vez más




Esta mañana fui al Centro Ticketmaster ubicado en MixUp de Plaza Tepeyac. Quise buscar un par de boletos para el concierto que dará Sir Paul McCartney en el Estadio Azteca el próximo 28 de octubre, como parte de su gira One on one, y...¿qué creen?




Ticketmaster, al establecer en su sitio web que la compra de dichas entradas podría realizarse a través de su website y de la línea 5325 9000 e incumplir con este segundo criterio, violenta un principio básico en las relaciones de consumo que la misma Ley Federal de Protección al Consumidor protege contra la publicidad engañosa y abusiva, métodos comerciales coercitivos y desleales, así como contra prácticas y cláusulas abusivas o impuestas en el abastecimiento de productos y servicios.




La situación se agrava cuando ni en su ya mencionado sitio web, ni en sus perfiles dentro de redes sociales, existe ningún comunicado oficial mencionando que no existiría la venta de boletos en los Centros Ticketmaster. Se limitaron a decir que no habría venta vía telefónica ni presencial a través de un comentario escrito a las 18:30 de ayer dentro de la publicación en Facebook (ni siquiera hicieron un post...insisto: ¡un comentario!) donde anunciaron la preventa CitiBanamex del 4 de julio, como si eso bastara para los millones de posibles compradores, o como si los usuarios tuviéramos la obligación de entrar a revisar comentario por comentario a fin de enterarnos de las cosas.




Esto, queridos lectores, es una completa falta de respeto no solo hacia quienes somos Beatlémanos de corazón y deseábamos infinitamente obtener un boleto para ver al gran Macca, sino para cualquiera que tenga deseos de asistir a cualquier espectáculo gestionado por Ticketmaster.

Es una lástima que Ticketmaster no tenga una línea de comunicación adecuada, acorde con su envergadura, y peor aún: es una bajeza que no tengan siquiera la decencia de disculparse con todas las personas a las que han decepcionado, tanto hoy como en ocasiones anteriores. Naturalmente, las cosas no se pueden quedar así; ya tenemos suficientes mentiras e injusticias en la cotidianidad, en temas mucho más relevantes, como para que también debamos soportarlas en temas de entretenimiento. Por eso, si les sucedió lo mismo que a mi y siguen con la desilusión y el enojo atravesados, veamos a qué les sabe, y si les abre la boquita, una andanada de quejas ante la PROFECO. Denles duro a través de este enlace, les dejo una idea de cómo pueden plantear su queja:



Buen día, espero estén bien.

El motivo de mi correo es reportar la falta de respeto que muestra Ticketmaster para con sus consumidores, dado que hoy comenzaría a las 11:00 horas la venta general de boletos para el concierto de Paul McCartney. Al llegar a MixUp de Plaza Tepeyac, vi un cartel donde indicaba que la venta no se realizaría en los Centros Ticketmaster, sino únicamente vía telefónica y por Internet, situación de la que no hubo un aviso previo por parte de Ticketmaster a través de su sitio web.

En el momento decidí llamar a la línea de Ticketmaster, el 5325 9000, donde una grabación me notificó que por ese medio tampoco habría venta de boletos, sino únicamente en línea (con la consabida saturación del website de Ticketmaster, pero eso ya no es parte de la queja; es normal).

Reitero: me parece una falta de respeto hacia el consumidor que no comuniquen correctamente la mecánica de la venta de boletos, que hagan a la gente perder tiempo, dinero y esfuerzo en ir a un Centro Ticketmaster para regresar con las manos vacías, así como que no esté habilitada la venta vía telefónica cuando tampoco se notificó previamente y no hay un motivo para que esté cerrada.



Duro contra estos cabrones.




Now Playing: Crying shame - Muse


Saludos Enfermos.


0 han opinado. ¡Da click y hazlo también!: